Todos podemos ser reporteros en la sociedad conectada

Esta foto subida a Twitter por Janis Krums fue la primera imagen publicada de un avión que tuvo que amerizar en el río Hudson (Nueva York) en Enero de 2009.

La tecnología, los teléfonos inteligentes e Internet han proporcionado a los ciudadanos de los países desarrollados y en vías de desarrollo medios de comunicación y redes sociales como Twitter, YouTube o los blogs que les permiten ser reporteros cuando salta la ocasión, ya sea por el interés informativo de los hechos narrados o por la voluntad del sujeto de difundir una llamada o un mensaje.

Uno de los ejemplos más conocidos de periodismo ciudadano fue la publicación en Twitter, antes que en ninguna parte, de una fotografía de un accidente aéreo que afortunadamente resultó sin víctimas gracias a la pericia del piloto, quien hizo que el aparato se depositara suavemente sobre el lecho del río Hudson, junto a Nueva York, en Enero de 2009. Uno de los pasajeros de un barco que cruzaba el río y acudió en ayuda de los siniestrados, Janis Krums, captó la instantánea con su iPhone y la subió a TwitPic.

Por otro lado, el 1 de Mayo de 2011 un ciudadano estadounidense dio, también en Twitter, una de las mayores noticias de la historia reciente, el asesinato del jefe terrorista Osama Bin Laden. Fue Keith Urbahn, jefe del gabinete de Ronald Rumsfeld en el Departamento de Defensa del gobierno de George W. Bush y oficial de la Marina en la reserva, quien tuiteó a las 19:24 horas: “Me ha dicho una persona acreditada que han matado a Osama Bin Laden”.

Un ciudadano dió en Twitter la primicia del asesinato del terrorista Bin Laden (Imagen: Techcrunch)

Aunque es probable que algún periodista o medio ya conociera en ese momento la histórica noticia, lo cierto es que este ex alto cargo fue el primero que la publicó, aunque fuera sin estar confirmada, extendiéndose como la pólvora por las redes sociales y los medios de comunicación tradicionales.

El pasado mes de Abril, Rebecca MacKinnon, prestigiosa periodista norteamericana cofundadora de Global Voices Online, resaltó en una conferencia en la Columbia Journalism School que el actual entorno de redes digitales ha globalizado y democratizado el periodismo más que nunca: “Se ha pasado de algo hecho casi exclusivamente por profesionales a una actividad en la que cualquier ciudadano interesado puede potencialmente participar”.

Fuente: Sinapsis

Efectivamente, basta con llevar en el bolsillo un teléfono móvil, con o sin acceso a Internet, para registrar sucesos de los que uno sea testigo con la cámara y luego poder publicarlos vía redes sociales como Facebook, Twitter, Google+, Flickr o Pinterest; en blogs, con mensajes multimedia o por correo electrónico. Y si las escenas se han recogido en vídeo se pueden colgar en YouTube o Vimeo, por ejemplo.

No obstante, es preciso advertir de que hay muchos países donde ejercer de periodista ciudadano puede ser muy peligroso. Durante las revueltas de la primavera árabe de 2011 en Túnez, Egipto, Libia y Arabia Saudí muchas personas enviaron fotos y vídeos a grandes medios como Al Jazeera que dieron la vuelta al mundo. Necesitaban que el mundo supiera lo que estaba pasando para que se encontrara pronto una solución a los conflictos que les envolvían.

Muchas veces el hecho de grabar o fotografiar un acontecimiento evita abusos o violaciones de derechos humanos

La difusión de los hechos suele ser una de las mejores vías para resolver los problemas y muchas veces al grabar o fotografiar un acontecimiento se evitan abusos o violaciones de derechos humanos. El mejor antídoto contra la violencia y la corrupción es la transparencia y a su favor pueden cumplir un papel esencial las nuevas tecnologías digitales e Internet.

El Movimiento 15M y los indignados de todo el mundo saben lo importante que es la difusión de imágenes para que los ciudadanos pacíficos puedan defenderse de la violencia de provocadores o las propias fuerzas del orden. Occupy Wall Street ha realizado un vídeo con instrucciones para grabar actos de protesta pacíficos y disturbios llamado ‘How to Film a Revolution’. Ésta es la versión doblada al español por los indignados madrileños de Sol:

Fuentes: Periodismo Ciudadano, Periodistas 21, CJR, Clases de Periodismo
Foto: Janis Krums
Imágenes: Techcrunch, Sinapsis
Vídeo: Tabacabal y AudioviSol

Entradas relacionadas

Un comentario en “Todos podemos ser reporteros en la sociedad conectada

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s