La Ley de Servicios Digitales debería devolver el control a los usuarios de internet

Foto: Alerta

Twitter, YouTube, Facebook e Instagram suspendieron las cuentas de Donald Trump después de los disturbios que acabaron con el asalto de una turba al Capitolio de Washington el pasado 6 de enero. Era obvio que el todavía presidente había incumplido las condiciones de servicio de esas plataformas desde mucho tiempo atrás, pero no decidieron dar el paso de suspenderle las cuentas hasta que la sede parlamentaria ya había sido tomada por los insurrectos de extrema derecha y había al menos cuatro fallecidos y decenas de policías y manifestantes heridos. En el caso de Trump, las compañías tecnológicas han sido demasiado permisivas y condescendientes, ha sido la excepción de cómo suelen comportarse con los ciudadanos de a pie.

Lo habitual, por el contrario, es que cualquier denuncia o los servicios de moderación de contenidos de Facebook, Instagram o Twitter provoquen suspensiones de perfiles, que los sistemas automatizados de filtrado de YouTube consideren que el contenido que ha subido a la red un usuario vulnera los derechos de autor o que una plataforma confunda la ironía o la sátira con el racismo, el machismo, la difamación o la incitación al odio. En todos los casos, el afectado tiene muy difícil convencer a la red social de que su comportamiento era el correcto, que estaba ejerciendo su libertad de expresión o que sus contenidos realmente estaban exentos de copyright.

La Ley de Servicios Digitales (DSA por sus siglas en inglés), que ha propuesto recientemente la Comisión Europea al Parlamento Europeo y los Estados miembros para su aprobación, introduce una mayor supervisión pública de las plataformas, en particular las que llegan a más del 10 por ciento de la población europea. Se trata de “la reforma más importante de la legislación sobre plataformas de Europa que la UE ha emprendido en veinte años”, en palabras de la Electronic Frontier Foundation (EFF), “una oportunidad sin parangón para formular una visión audaz y basada en pruebas para hacer frente a los desafíos más apremiantes de la actualidad”.

Fuente: Comisión Europea

Sin embargo, la DSA tiene sombras muy importantes, especialmente en lo referente a su extrema preocupación por defender la propiedad intelectual y combatir los llamados “contenidos ilícitos”, incluido “un mecanismo para que los usuarios denuncien este tipo de contenidos y para que las plataformas cooperen con alertadores fiables“. Todo esto me huele a abogados, dinero y censura; todo lo contrario del espíritu que debería tener internet: libertad de expresión, libre circulación del conocimiento, colaboración desinteresada, sitios abiertos y gratuidad.

“La Unión Europea debería optar por proteger internet en lugar de coaccionar a las plataformas para que vigilen a sus usuarios”

La EFF está preocupada por el riesgo de que la Ley de Servicios Digitales siga los pasos de recientes desarrollos regulatorios europeos, como el NetzDG alemán, el proyecto de ley francés Avia o la ley austriaca contra la incitación al odio, que obligan a las plataformas “a vigilar el contenido de los usuarios sin tener en cuenta lo que más importa: dar voz a los usuarios afectados por la retirada de contenido”.

Según la fundación, para que Europa proteja realmente los derechos de los ciudadanos que utilizan internet, la DSA debería garantizar que:

  • La eliminación de contenidos en una plataforma tenga que ser por decisión judicial.
  • Las plataformas ofrezcan un proceso de apelación accesible y fácil de usar cuando surjan discrepancias sobre la moderación de contenidos.
  • Las plataformas sean transparentes sobre la toma de decisiones automatizada, es decir, sobre como utilizan los sistemas algorítmicos.
  • Haya mecanismos de reinstauración de contenidos erróneamente eliminados.

“La Unión Europea debería optar por proteger internet en lugar de coaccionar a las plataformas para que vigilen a sus usuarios. La EFF tiene la intención de luchar por los derechos de los usuarios, la transparencia, el anonimato y la responsabilidad limitada de las plataformas en línea en cada paso del camino”, señala esta organización activista en todo lo relacionado con la vida digital de las personas.

Foto: Alerta
Tabla: Comisión Europea
Imagen destacada: EFF

Entradas relacionadas

Un comentario en “La Ley de Servicios Digitales debería devolver el control a los usuarios de internet

Tu opinión importa

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s